martes, 20 de noviembre de 2007

Cáceres






En una rotonda de Cáceres hay un puente romano. Me llamó la atención lo grande que era la estatua de Hernán Cortés. Me gustan las estatuas ecuestres sobre todo si son de reyes, o de conquistadores como el Cid Campeador o Hernán Cortés. Os muestro la Torre de Belén de Lisboa que es una preciosidad de 1515, que aunque está a orillas del río Tajo, tiene un encanto Veneciano. También fotografié una estatua de Botero en el centro de Lisboa, que la verdad es que nunca en mi vida he visto un lugar con más monumentos y estatuas que Lisboa, parece como si hubieran ido a un mercadillo y hubieran comprado cientos de ellas a un mismo autor, porque muchas son muy parecidas, al principio gustan, luego te llegas a empalagar un poco de tantas estatuas, je,je,je, lo digo por los pies, yo en dos días lo vi todo y seguro que anduve 20 kilómetros por lo menos.

He unido dos imágenes para mostraros a la diosa Ceres, que los romanos tenían a la entrada de Cáceres.

En el casco antiguo de Cáceres estaban muy cuidados los detalles, como un letrero colocado en la fachada en piedra y que me hizo gracia, porque me recordaba a los Picapiedras, je,je.

El casco antiguo de Cáceres es como si no hubiera pasado el tiempo, como el decorado de una película medieval.

1 comentario:

clara dijo...

ya estoy por aquí leyendo tus aventuras y los comentarios de las fotografía... seguí contando que es interesante tu narración! besos